244) LEY DE LA ATRACCION - El Nº 77 (Parte 1)

Nota del autor: Este artículo debido a su extensión fue dividido en dos partes, a ser publicados uno semanalmente. A continuación la Parte 1:

 

Era el 13 de enero de 2016 por la tarde; yo regresaba del trabajo, mientras mi esposa había ido a comprar a una casa de comidas, unas hamburguesas caseras.

 

Este negocio tenía la particularidad que con el ticket de compra, entregaban un número para retirar el pedido cuando este saliera de la cocina.

 

Cuando mi esposa llega a casa, me dice: ¿A que no sabes qué número me tocó al comprar la comida?.

 

¿Cuál respondí?. Y ella contestó: ¡El 77!

 

En ese momento yo no le veía importancia, porque hasta ese instante para mí, los números que tenían alguna relevancia, eran en todo caso el 7 y el 70. Y por esa razón le dije: ¿Y qué pasa con el Nº 77?; respondiéndome ella: ¡Supongo porque son dos siete!

 

Yo no me había percatado, pero el Espíritu Santo por medio de mi esposa me estaba transmitiendo un mensaje.

 

Como me ha pasado otras veces, cuando soy duro de entender, el Espíritu Santo no se da por vencido y vuelve a la carga. 

 

Al tercer día de este hecho, el 15 de enero de 2016, ahora ya con toda mi familia, fuimos otra vez a ese lugar de comida, a comprar nuevamente algunas de sus especialidades. Mi esposa realiza el pago (yo estaba a su lado) y me entrega el número para retirar el pedido, lo miro y no podía creerlo, nuevamente era el 77. Ahí me di cuenta que el Espíritu Santo me estaba hablando.

 

 

Fuente de donde fue tomada la imagen:

http://rinconfilmico.blogspot.com.ar/2013_08_01_archive.html

 

Si bien la hamburguesa no me cayó del cielo, sí me vino de ahí el 77.

 

Nota al margen: En el artículo titulado “Nº 133 - Los doscientos millones de soldados (Parte 4)”, me pasó algo similar con el mensaje sobre los cromosomas XY; pero en esa ocasión el Espíritu Santo tuvo que insistir tres veces, hasta que me di cuenta de que me estaba queriendo trasmitir un mensaje.

 

Así que esa misma noche, me acordé del Nº 77 y le dije a mi esposa (estaba usando la computadora), busca qué significa el Nº 77. Y ella encontró en Google lo siguiente:

 

El significado del número 77 está definido con la energía de los estudios (es tu Dios), de reflexionar una idea, del conocimiento, el espíritu, el misterio, la sensibilidad, la reflexión, lo místico, lo callado, el consejo, el análisis, la perfección, la enseñanza, el pensamiento profundo, la creencia, la fe, la sabiduría, la devoción hacia lo que se hace, la clarividencia, el magnetismo sedante y tranquilizador, la discreción, la reserva, la poesía, la filosofía, los modales refinados , el temperamento artístico, la meditación, la investigación. Representa la elevación del hombre sobre la materia hacia lo espiritual.

 

Fuente de consulta:

http://hermandadblanca.org/la-esencia-del-maravilloso-significado-del-numero-77/

 

Nota al margen: Aclaro que las cuatro palabras que definen al número 77, colocadas en negrita, están de esta misma manera en la página original.

 

En definitiva aquí me estaba diciendo que el 77 simboliza, “el estudio e investigación sobre la metafísica” que yo mismo estoy llevando a cabo, con toda esa energía y cualidades que detalla en dicha definición.

 

Y en particular la última frase me hizo acordar algo:

 

“Representa la elevación del hombre sobre la materia hacia lo espiritual.”

 

Al leer dicha frase, automáticamente me vino a la mente lo que había escrito en el artículo titulado “Nº 204 - La Profecía y el tercer atentado (Parte 5)”:

 

“Así que buscando en una página sobre este monumento realizado en Mar del Plata, hallé un sitio que entre sus párrafos, explicaba el sentido que le daba el autor al monumento (repitiendo el mensaje de Miguel de Cervantes) y lo que quería transmitir a quien lo viera (les marco en negrita lo sublime de su descripción):

 

Rocinante simboliza a la humanidad agobiada, de allí la curva frágil, anciana e inestable de su figura. El Quijote es la espiritualidad, por eso apunta a las estrellas y es totalmente magro en carnes. Sancho representa a la materialidad y le cede paso a su señor con la bacinilla de barbero en la mano, improvisado yelmo. Ambos no pueden vivir separados pero la materialidad le da el lugar de privilegio a la espiritualidad.”

 

Fuente de consulta:

https://es.wikipedia.org/wiki/Monumento_a_Cervantes_de_Mar_del_Plata

 

Es decir, el mensaje que la interpretación de la Biblia me está dando, lo encuentro resumido en estas palabras brillantes de Miguel de Cervantes, indicadas más arriba.

 

Y realizando una simbiosis de dicha cita con mi investigación, expreso lo siguiente:

 

La humanidad está agobiada por los pensamientos negativos que diariamente nos envía Satanás. Sin embargo la materialidad le cede el paso a su señor, la espiritualidad. La mente consciente, el hemisferio izquierdo del cerebro (la materialidad) no puede vivir separada de la mente subconsciente, el hemisferio derecho del cerebro (la espiritualidad). Por ello es que la Biblia dice, la mujer (la mente subconsciente) y el hombre (la mente consciente), estarán unidos en una sola carne, hasta que la muerte los separe.”

 

Volviendo al presente artículo, ven como nuevamente el 77 al presentarse ante mí, reitera lo dicho por Cervantes:

 

la materialidad le da el lugar de privilegio a la espiritualidad”

 

Incluso me acordé que el 77 ya había aparecido antes en mi investigación tangencialmente; me estoy refiriendo a lo que escribí en el artículo titulado “Nº 76 - ¡Vamos Peñarol!”; en aquella ocasión indiqué:

 

“Peñarol le ganó a Argentinos de Junín 107 a 77 (esto lo relaciono como si el marcador digiera 1 = 777).”

 

Nota al margen: Durante ese partido solicité un deseo ante un sorteo que estaban realizando en el entretiempo, y mi hijo se ganó una de las cuatro pelotas de básquet profesional, que entregaron a cada ganador (con los datos que tomaban de cada chico, al entrar al estadio).

 

En otras palabras ese día se cumplió mi deseo, porque logré en ese momento conectarme con el 77. Y a ese marcador, podría incluso darle otra interpretación más acertada:

  

107 a 77 = 1 (Dios), 07 (perfección), 77 (conectarse con el Espíritu) = Para conectarnos con la perfección de Dios, debemos conectarnos con la espiritualidad.

Imagen de una jugada del partido de ese día.

 

Fuente de donde fue tomada la foto:

http://442.perfil.com/2010-12-02-36026-penarol-aplasto-a-argentino-de-junin/

 

Podría decir como el jugador de Peñarol, que yo también voy esquivando a mis adversarios (teclado en mano), en busca de convertir el doble que nos haga ganar el “partido”.

 

Y por si fuera poco, cuando ya había encontrado el significado del Nº 77 (en ese momento yo estaba escribiendo el artículo sobre “Los 33”); al querer buscar información sobre el castigo que representaban los 70 días, que los mineros habían permanecido atrapados bajo tierra, busqué un artículo donde había escrito justamente sobre el Nº 70; me refiero al titulado “Nº 109 - El eslabón perdido (Parte 2)”.

 

En dicho artículo además de hablar sobre versículos que hacían referencia al Nº 70, había además uno que se refería al Nº 77 y que a continuación se los vuelvo a transcribir

 

Según el Evangelio de San Mateo en 18,21-22:

 

21- Entonces Pedro se acercó con esta pregunta: “Señor, ¿cuántas veces tengo que perdonar las ofensas de mi hermano? ¿Hasta siete veces?”

22- Jesús le contestó: “No te digo siete, sino setenta y siete veces.

 

Nota al margen: Si bien en el artículo original no lo aclaré, este versículo pertenece a una versión evangélica, de la denominada “Nueva Versión Internacional”

 

Recuerden que en dicho artículo yo estaba buscando información de la Biblia, que hablase sobre cómo convertir los pensamientos negativos en positivos.

 

En referencia a lo anterior, cuando el versículo se refiere a “las ofensas de mi hermano” está hablando de los pensamientos negativos y que la forma de convertirlos en sus opuestos, es aplicando la formula que ahí mismo indica:

 

“No te digo siete, sino setenta y siete veces.”

 

Dios trasmite sus enseñanzas siempre por simbologías; en este caso hay que prestar atención en el significado de estos números y en el orden en que se presentan; veamos:

 

Al 7 le sigue el 77, que es lo mismo que decir, ¡Para llegar a la perfección (7) se debe lograr primero “la elevación del hombre sobre la materia, hacia lo espiritual. (77)!

 

Por otra parte en la versión cristiana apostólica (El libro del Pueblo de Dios- traducción argentina),  el mismo versículo de San Mateo en 18,21-22, dice:

 

21- Entonces se adelantó Pedro y le dijo: «Señor, ¿cuántas veces tendré que perdonar a mi hermano las ofensas que me haga? ¿Hasta siete veces?».

22- Jesús le respondió: «No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete.

 

Es decir, en el primer caso habla de perdonar 77 veces, mientras que en la versión cristiana, expresa 70 veces 7

 

Aquí habría que preguntarse, ¿por qué según que Biblia tomemos, colocaron una versión u otra?

 

Nota del autor: Este artículo por su extensión continuará la próxima semana.............

 

Apocalipsis, 1,3:

 

3- Feliz el que lea estas palabras proféticas y felices quienes las escuchen y hagan caso de este mensaje, porque el tiempo está cerca.

 

A partir de ahora y de aquí en adelante la verdad de la “Palabra” empieza a develarse, el que quiera entender que entienda.

 

Si deseas saber más sobre la ley de la Atracción y acceder a un directorio con los mejores enlaces de libros y artículos que tratan sobre la Ley de la Atracción y la Física Cuántica puedes ingresar gratis en http://secretoalexito.jimdo.com

 

Desde “la playa de las arenas argentadas”, hacia todo el mundo, Walter Daniel Genga.

Escribir comentario

Comentarios: 0